Máquina de burbujas

Las máquinas de burbujas son ideales para fiestas infantiles, ya que son muy seguras y fáciles de usar. El funcionamiento es sencillo: Se componen de un aro que gira y se impregna de una solución jabonosa, y de un ventilador que dispersa las burbujas. Las diferencias entre una máquina y otra las componen el número de aros, la velocidad que alcanzan o la potencia del ventilador. Todo ello se traduce en más o menos burbujas, y también repercute en el alcance.

Comparación entre las mejores máquinas de burbujas

Tenemos máqunas de burbujas para todos los gustos y funciones. Desde las más básicas, para que los niños se diviertan en casa, hasta las más profesionales, que convertirán las fiestas infantiles en todo un éxito. Estas son algunas de las más vendidas por su calidad/precio/diversión:

Máquina de pompas para niños:

  • Máquina de pompas automática forma de balón: Una máquina básica, pero efectiva, hará las delicias de nuestros hijos en cualquier momento y lugar, por ejemplo, esta de Geekper, que cuesta tan sólo 17,59€. Tiene un diseño de lo más divertido, en forma de balón, y el pequeño mango nos permitirá colgarlo en cualquier sitio. Además, funciona a pilas, lo que la convierte en una máquina portátil que nos podemos llevar a cualquier parte.
  • Máquina de burbujas interior/exterior: El modelo anterior tiene como principal inconveniente que la capacidad es bastante reducida. Por eso, para fiestas con muchos niños o espacios más grandes, podemos apostar por modelos que tengan más capacidad y potencia. Por ejemplo, este modelo de iTeknic que tan solo cuesta 28,99€ y tiene dos velocidades distintas, por lo que puede llegar a lanzar miles de burbujas por minuto. Además, su sencillo diseño en color blanco permite que sea apta para cualquier situación.

Máquina de burbujas profesional

  • Máquina de burbujas con luces para fiestas: En el mismo rango de precio, encontramos esta máquina de burbujas de Starter. Tiene como característica diferencial cuatro pequeños focos: Azul, rojo y verde, que podemos encender mientras la máquina emite miles de burbujas a gran velocidad. Esto creará efectos de colores reflejados sobre las pompas de jabón que aún hará tu fiesta más divertida.
  • Máquina de burbujas premium: Y si buscamos una máquina totalmente premium, también las podemos encontrar en el mercado. Por ejemplo, este modelo de Beamz. No sólo es capaz de producir burbujas más grandes, es que tiene dos discos giratorios, con lo que se generarán el doble de pompas. Tiene una ligera inclinación, por lo que volarán y llenarán hasta los espacios más grandes.

No olvides que necesitarás llenar los depósitos de jabón y agua o de soluciones ya preparadas.

¿Por qué comprar una máquina de burbujas?

En ocasiones, es difícil que una fiesta infantil destaque o que los niños se lo pasen en grande. Por eso, utilizar una máquina de burbujas animará el ambiente. Además, son muy fáciles de transportar y usar, por lo que no tienes que preocuparte de montajes difíciles. Utilizan solo agua y jabón, por lo que además no dejarán suciedad ni residuos, y son completamente seguras para todos. Y si no tienes hijos, también puedes sacarles partido en cualquier evento como fiestas, discotecas e incluso en bodas, porque ¿Acaso no es romántico ver unos novios enamorados mientras las burbujas revolotean a su alrededor?

Máquina de palomitas

Palomitas y hoguera

Son muchas las personas que aprovechan las tardes de los domingos para prepararse una sesión de cine en casa. Esto implica una peli, el sofá y un buen bol de palomitas. Para ellos traemos una comparativa con las mejores máquinas para hacer palomitas. Porque, además de tener unos diseños preciosos, conseguiremos que sean mucho más sanas que las industriales.

Comparación de los mejores palomiteros del mercado

Si buceamos un poco en la web nos encontramos con palomiteros de todos los diseños y tamaños, por lo que podrán adaptarse a cualquier cocina. Os traemos algunos de los que tienen las mejores opiniones de la plataforma:

  • Máquina de palomitas Aicook: Es la mejor valorada de Amazon. Sus múltiples votos de cinco estrellas lo dejan claro. Este palomitero eléctrico tiene un plato antiadherente y unas varillas que mueven los granos de maíz, de forma que se hacen de forma uniforme. Además, tiene una gran capacidad y se pueden hacer palomitas normales, pero también agregar sal, mantequilla o azúcar, por si queremos hacerlas dulces. Gracias a su tamaño, nos coge en cualquier espacio. Esta es la opción de gama más alta, puesto que cuesta 53€.
  • Palomitero de Gadgy: Si además de vuestra pasión por las palomitas os pierden los diseños retros, no dejéis pasar la oportunidad de haceros con este palomitero. Su diseño en forma de antiguo carro de palomitas dará a vuestro salón un auténtico aire de sala de cine. Como principal ventaja, utiliza el aire caliente para hacer estallar los granos de maíz, por lo que, además de estar deliciosas, serán una opción mucho más saludable, puesto que no utiliza aceite. La encontraréis por 29€.
  • Palomitero de Orbegozo: Si no os apetece invertir mucho dinero pero queréis probar con vuestras palomitas caseras, os proponemos este palomitero de Orbegozo, ya que cuesta sólo 19€. Su principal desventaja es que no tiene una gran capacidad pero, a cambio, es portátil, por lo que podemos llevárnoslo a casa de algunos amigos para preparar nuestra sesión de cine. Tampoco necesita aceite y podemos preparar palomitas de sabores.

¿Por qué comprar un buen palomitero?

En relación calidad-precio, y viendo las opiniones de Amazon, la opción más recomendable es apostar por el primer modelo, de Aicook. Es cierto que el diseño retro del palomitero de Gadgy juega puntos a su favor, pero también ocupa más espacio y, a priori, puede parecer menos práctico. El de Aicook coge en casi cualquier cocina y, lo más importante, parece fácil de manejar y, sobre todo, de limpiar. El modelo de carro es más aparatoso y, por tanto, da más trabajo a la hora de utilizarlo o limpiarlo. No podemos descartar el palomitero de Orbegozo, puesto que es una opción estupenda para llevarlo con nosotros a todas partes, independientemente de que tengamos uno en casa. ¿No os parece una idea estupenda comer unas palomitas recién hechas mientras estamos de picnic con los amigos? O para un snack saludable a media mañana, puesto que no necesita aceite. ¡Es un complemento ideal para aquellos que son muy fans de comer palomitas a cualquier hora!